Lomografía para principiantes: ¡todo lo que necesitas saber!

Hace unos meses, un amigo que vive en Estados Unidos me dijo que estaba llevando unas clases de fotografía muy especial, y me dijo que muy pronto me enseñaría sus creaciones. Cuando llegó a Perú, no supe qué esperar. Me mostró muchas fotos lindas, extrañas y muy creativas, donde todo se reinventaba… Quedé fascinada. Las formas, colores, paisajes y sobre todo, la belleza, ya no eran las mismas.

Este arte misterioso de tomar fotos se llama “lomografía”, y desde hace un tiempo ya viene seduciendo a muchos amantes del arte, la locura y la libertad, entre artistas y aficionados.

¿Te interesa tanto como a mí conocer más de este nuevo mundo en el que está bien estar mal? En este post, te contaré lo que necesitas saber para iniciarte en este arte.

¿Qué es la lomografía?

La palabra “lomografía” procede de “LOMO PLC”, que es el fabricante de una cámara muy particular diseñada en Rusia hace muchos años. Sin embargo, “lomografía”, luego tomó otros significados mucho más complejos. Pasó a convertirse en un movimiento cultural, casi una ideología y un estilo de vida, en el que no había lugar para las reglas.

En el sentido estricto de la fotografía, la lomografía es el estilo fotográfico en el que se aprovecha al máximo las variantes visuales de la imagen. La saturación de color, la sobreexposición, y muchas otras deformaciones visuales -que muchas veces se consideran como “errores”- son utilizadas para crear una nueva estética en el que solo importa divertirse y ser totalmente espontáneo.

Un poco de la historia de la lomografía

Situémonos en el año 1982, en Rusia, específicamente en San Petersburgo. Igor Petrowitsch Kornitzky, un general ruso, descubrió una genial camarita fotográfica japonesa. Pequeña, compacta y muy poderosa, impresionó tanto al general, que no dudó en enseñársela a su compatriota Michail Panfilowitsch Panfiloff.

Panfilowitsch era nada más y nada menos que el director de la fábrica LOMO (Unión de Ópticos y Mecánicos de Leningrado). Ambos compartieron la admiración por ese pequeño invento japonés, y decidieron examinarla con cuidado para imitarla y superarla.

Así, otro tipo novedoso de cámara fotográfica compacta nacía en Rusia: la Lomo Kompakt Automat (LC-A), que en sus días estuvo pensada para hacer los días de los soviéticos más divertidos.

Y no solo en Rusia se popularizaron; otros países socialistas como Cuba, Vietnam y República Checa, se unieron a la afición por esta cámara. Lamentablemente, el éxito para estas cámaras no duró mucho, ya que con el tiempo fueron desplazadas por las cámaras fotográficas chinas, de mucho menor costo.

Sin embargo, en 1992, un par de estudiantes de Viena, Matthias Fiegl y Wolfgang Stranzinger, redescubren las camaritas. En un viaje de vacaciones por Checoslovaquia, se les ocurrió comprar un par de LC-A para divertirse tomando fotos por la ciudad con esta reliquia. Caminaron por Praga tomando muchas fotos espontáneas, disparando a todo y casi sin mirar por el visor.

¿Cuál fue el resultado de estos jóvenes en busca de aventuras y con ansias de descubrir cosas nuevas? ¡Muchas fotos! Enfocadas, desenfocadas, con los colores saturados y con mucha luz. Estas fotografías les fascinaron, ¡y a sus amigos y familiares, también! Así que Matthias y Wolfgang comenzaron a importarlas clandestinamente desde Rusia a su localidad, debido a la gran demanda que tenían estas cámaras en el círculo de los jóvenes estudiantes.

Todos querían una Lomo. Por eso, deciden fundar en Viena la Sociedad Lomográfica, con el fiel propósito de compartir este arte y filosofía con el mundo entero. Tal fue el éxito de la lomografía, que pronto habían lomoembajadas, lomoolimpiadas y muchas otras cosas que incluso llegaron a la Internet…

¿Qué tiene de especial la lomografía?

Sucede que la lomografía tiene características específicas y propias que la hacen única. Todo se resume en ser creativos; dejar de la lado la copia fiel de la realidad para crear una imagen de lo que nuestros ojos ven -o quieren ver-.

  • El lente de la cámara ayuda mucho a crear distorsiones a los bordes de la imagen, mientras que el centro permanece intacto. De ahí su deformación peculiar.
  • La saturación de colores, es decir, los colores en la imagen son mucho más fuertes y vivos. Eso, en fotografía, denota dinamismo y energía.

  • La exposición a la luz, o sea, cuánta luz había al momento de tomar la fotografía. Comúnmente, para que una foto esté “bien hecha”, se necesita un balance correcto de luz: ni mucha, ni poca. Sin embargo, la lomografía no es común, y encontrarás tomas lomográficas con mucha luz o con muy poca.
  • El viñetado en la imagen. Con esto me refiero a que los bordes de la imagen nunca están intactos. Los bordes más oscuros, más claros o borrosos, son típicos en la lomografía.
  • Gran contraste, que va a lograr que los colores de la imagen se diferencien fácilmente.
  • Textura especial, que en fotografía es conocida como “grano”.

¡Una cámara lomográfica para principiantes!

Sé que hoy en día todos sabemos de la existencia de las cámaras digitales, y todos las hemos usado en su momento. No hay discusión en que cada día, la tecnología en fotografía avanza a pasos agigantados.

Sin embargo, si te ha encantado todo lo que has leído hasta acá, te comento que también puedes formar parte de este movimiento. No hay restricciones, todo es cuestión de creatividad…. ¡y de tener una cámara lomográfica! Para empezar, son tres los modelos que te recomendamos, pero siempre puedes averiguar más acerca de otros diseños:

La Fish Eye, con efecto de ojo de pez:

La Diana F+, de origen chino, pero luego relanzadas por LOMO:

La Holga, con una variedad de efectos inesperados:

¿Qué necesito saber para comenzar a “lomografiar”?

Seguro que viste las fotografías y dijiste “¡esto puedo hacerlo en Photoshop!”. Claro que puedes, pero según los aficionados a la lomografía, así te pierdes toda la diversión. De todos modos, puedes experimentar y ver cómo quedarían tus fotografías si tuvieron efectos lomográficos.

Páginas como PicMonkey o aplicaciones como Instagram en Android y Apple te lo permiten. Además, ¡todo es análogo! Así es, no encontrarás una “cámara lomográfica digital”, ya que la esencia de la lomografía es lo mecánico y antiguo.

Las cámaras lomográficas son algo difíciles de conseguir aquí en Perú, pero cada día más personas se animan a traerlas en cantidad y las venden a un precio razonable. Si estás en Perú, lugares como La Despensa pueden ayudarte. La Sardina, es otra muy buena opción. También puedes comprarlas en cualquier web de ventas online.

Por último, pero no menos importante, debes conocer las 10 reglas de la lomografía que creó la Sociedad Lomográfica:

  1. Lleva tu cámara siempre contigo.
  2. Utilízala siempre, de día y de noche.
  3. Lomografiar no interrumpe tu hacer cotidiano, lo pone en escena.
  4. Dispara desde la cadera.
  5. Acércate lo más que puedas a tus objetivos lomográficos.
  6. No pienses (William Firebrace).
  7. Sé rápido.
  8. No necesitas saber de antemano lo que ha captado la película.
  9. Ni tampoco luego.
  10. Pasa de las normas.

Imágenes: Owl Eyes Magazine, GuruPix, Lomography, USD Shop Lomography, Free Style Magazine, Cuaderno de Viaje, Ephotozine, Lomo LoveLomo LoveLomo Love,  Hybrid Love.

Etiquetas : , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Acerca del autor

Escrito por Fiorella Ramos

Comunicadora Social, sanmarquina, pseudocantante, beatlemaníaca. Fan de Dios, los Beatles y los makis.

Un comentario Dejar un comentario ›

  • mockaffer
    21 julio, 2013

    owo me enamore del articulo, muchas gracias *w* por compartir esto fiorella